Las 10 marcas de famosos que han alcanzado un mayor éxito

Moda, entretenimiento, belleza… Algunas de las estrellas más populares duplican sus ganancias haciendo incursiones en el mundo de los negocios y convirtiéndose en grandes emprendedoras. En ocasiones, estas empresas han alcanzado tan éxito que han conseguido generar más ganancias que las grandes marcas de toda la vida. El sector financiero no quita el ojo a estas empresas. Tanto es así que OLGB, Forbes y Bloomberg han creado una clasificación con las estrellas a las que más ingresos les reportan sus respectivas marcas.

Rihanna

Con Fenty Beauty, la ganadora de nueve premios Grammy presentó una base de maquillaje disponible en 40 tonos distintos. Después vino una línea de lencería igualmente inclusiva, Savage x Fenty, y su primera fragancia, que se lanzó en el verano de 2021. En su primer año, 2018, Fenty Beauty superó los 500 millones de dólares en ventas. Tres años después, Forbes declaró a la cantante multimillonaria y la segunda artista más rica después de Oprah Winfrey.

Jessica Alba

Cofundada en 2011 por la actriz y sus socios, The Honest Company debutó con pañales y productos para bebés que contienen ingredientes y componentes limpios y saludables. En 2015, cuando se expandió para incluir productos de belleza y cuidado de la piel, la empresa ya estaba valorada en 1,7 millones de dólares, según Vanity Fair. La compañía salió a bolsa en la primavera de 2021. 

Kylie Jenner

La mayor parte de las ganancias de la modelo e influencer se deben a Kylie Cosmetics, su firma de maquillaje de la que recientemente vendió una participación mayoritaria a Coty. Kylie lanzó Kylie Cosmetics en 2015, cuando sólo tenía 17 años. En su primer lote, vendió 15 000 kits de labiales en menos de una hora. Ahora tiene un programa de YouTube llamado «Inside Kylie Cosmetics» donde comparte su amor por el maquillaje. Sin duda también ha sacado provecho de sus redes sociales, y la linea Kylie Skin como expansión de la marca se lanzó hace un par de años aportando todavía más ingresos.

Kim Kardashian

Desde fragancias hasta incursiones en la belleza y la moda con sus famosos hermanos: Kim Kardashian se ha convertido en magnate de los negocios globales con KKW Beauty and Skims. A su enormemente popular línea de piezas modeladoras de corte único en una amplia gama de tonos se han sumado prendas de estar por casa elaboradas con lujosos materiales, una tendencia que ha ido al alza a raíz del aumento del teletrabajo como consecuencia del coronavirus. En la primavera de 2021, la socialité y modelo anunció que Skims estaba valorada en 1,6 millones de dólares.

Iman

A principios de los 90 la supermodelo lanzó Iman Cosmetics, marca que allanó el camino a Fenty y otras firmas de belleza inclusivas. La marca estaba más centrada en la diversidad que en dominar el mercado. Luego, Iman debutó con su línea de ropa y accesorios HSN, que fue tremendamente popular en 2007. Para 2019, Iman Cosmetics se había convertido en un negocio con una recaudación anual de 25 millones de dólares.

Kate Hudson

La actriz, nominada al Premio de la Academia, aprovechó el mercado y se basó en sus propios intereses en el mundo del bienestar para crear Fabletics, su firma de ropa y accesorios para yoga. Según la revista Insider, las ventas de la marca en 2020 ascendían a unos 500 millones de dólares. En el verano de 2021, la compañía estaba tomando medidas para salir a bolsa, y las fuentes le dijeron a The Wall Street Journal que su valoración inicial era de alrededor de 5000 millones de dólares.

George Clooney

En solo una noche, al actor se le ocurrió una idea valorada en mil millones de dólares: crear su propia marca de tequila, Casamigos. La idea era reducir los efectos de la resaca. En el verano de 2017, la compañía anunció que sus ventas habían alcanzado los 1000 millones de dólares. El ganador del Oscar se convirtió, así, en el actor mejor pagado de 2018, según Forbes, a pesar de no aparecer en ninguna película aquel año.

Mary-Kate y Ashley Olsen

Cuando Ashley Olsen y Mary-Kate Olsen tenían 20 años, en el momento del lanzamiento de The Row en 2006, Forbes estimó que su patrimonio neto se situaba en 100 millones de dólares. Por entonces lanzaron Dualstar, una compañía de producción detrás de una serie de películas y productos para adolescentes que, como la cabecera empresarial señaló, generó 1000 millones de dólares en ventas anuales. Dualstar fue solo el comienzo de su imperio empresarial.

Drew Barrymore

Su marca se ha fundado a raíz de su experiencia de toda una vida en sillas de maquillaje. La estrella infantil y presentadora de The Drew Barrymore Show ha basado la filosofía de su firma, Flower Beauty, en dos pilares: celebrar la belleza individual y generar un consumo asequible. El espíritu de marca de Barrymore está dando sus frutos. Es una de las líneas de cosméticos de más rápido crecimiento en los Estados Unidos, según Harper’s U.K., con ventas anuales estimadas en 50 millones de dólares, según WWD.

Gwyneth Paltrow

Además de ser la actriz favorita de muchos durante años, también ha mostrado talento en el mundo del bienestar. Su firma Goop la ha convertido en una creadora de tendencias holísticas en todo el mundo. Prueba de ello es la popularización de sus productos (incluyendo vibradores) hasta la diseminación de sus consejos de belleza eco. Lo que comenzó como una idea que comentó a sus amigos en 2008 se ha convertido en un imperio del bienestar valorado en 250 millones de dólares en la actualidad. 


Advertisements